Si tu perro se rasca constantemente puede ser una señal de que tiene pulgas. Lo mismo sucede al encontrar una pulga en tu perro (o en ti mismo). La forma más común (y por desgracia) de saber si tienes pulgas es mediante los picotazos que veras en tu cuerpo, a diferencia de los mosquitos que sólo pican una vez para alimentarse, las picaduras de pulga suelen ser en grupos de tres.

Aquellas personas que somos dueños de perros conocemos el riesgo que supone sufrir una infección de parásitos, o que nuestro perro sea víctima de un ataque de pulgas o garrapatas; pero no nos equivoquemos, también es posible tener pulgas en casa sin animales ya que a las pulgas les encanta alimentarse de nuestra propia sangre.

Recuerda que las pulgas se reproducen a velocidades alarmantes y que en pocos días podemos tener una autentica plaga si no comenzamos a exterminarlas.  La verdad es que las pulgas no son solo una molestia que pica. Se reproducen como locas y mientras más pulgas haya, más sangre perderá tu perro. Para los caninos más viejos y débiles, las pulgas pueden incluso poner en peligro su vida.

¿Tengo pulgas en mi casa?

 

Tengas o no animales en casa, es posible padecer una plaga en tu hogar. Las pulgas pueden saltar sobre tu ropa cuando vas paseando por la calle e instalarse en tu hogar sin que seas consciente de ello. En pocas semanas se habrán reproducido tanto que ya no tendrás algunas pulgas, sino una plaga.

Otro factor que nos puede indicar la presencia de pulgas es tu propio perro; las pulgas prefieren alimentarse de los perros antes que de los humanos. Si tu perro se rasca mucho de forma constante es muy probable que tenga pulgas. En promedio, las pulgas adultas pueden vivir desde varias semanas hasta varios meses. Por cada pulga adulta que veas, hay muchas más en las otras 3 etapas de desarrollo (pupas, larvas y huevos) que no detectas. Hasta el 95% de las pulgas existen en estas 3 etapas.

Las pulgas adultas mueren en una semana si no pueden alimentarse, pero los huevos y las larvas de pulga pueden durar muchos meses sin morir. Aunque pienses que no hay pulgas, es posible que haya huevos y larvas esperando el momento adecuado para comenzar a desarrollarse y expandirse por todo tu hogar.

 

Perro en cojín

¿Como deshacernos de las pulgas?

 

Lo primero que debemos hacer antes de comenzar a matar pulgas es… asegurarnos de que nuestro perro tenga pulgas en primer lugar. Este puede rascarse debido a afecciones de la piel, alergias u otras razones que pueden no tener nada que ver con las pulgas.

Lo último que queremos hacer es lanzar una guerra total contra las pulgas de nuestro perro cuando resulta que solo sufre de piel seca y con picazón.

Una vez hechas las inspecciones y verificado que nuestro perro tiene pulgas…

 

¿Cuál es el próximo paso a seguir?

 

La buena noticia es que deshacerse de las pulgas en los perros es un proceso bastante simple.

La mala noticia, por supuesto, es que esto requiere algo de trabajo. Esto significa que para estar completamente libre de pulgas, debemos ir más allá de limpiar a nuestro perro de las pulgas y también enfocarnos en limpiar toda la casa de pulgas.

¿Por qué?

 

Incluso después de matar las pulgas que viven actualmente en el perro, pueden regresar si hay una población de pulgas en tu casa. Y nadie quiere lidiar con una segunda o tercera ronda de pulgas.

Una vez que determinado que tu perro tiene pulgas, lo primero que debe hacer es mantenerlo alejado de otras mascotas en tu hogar. Las pulgas pueden saltar fácilmente de un anfitrión a otro y no deseamos que todas nuestras mascotas se infecten.

Además, mantenga a su perro infestado de pulgas lejos de los muebles y especialmente de tu cama; aunque los huevos de pulgas se depositan sobre el huésped, a menudo se caen y pueden enrollarse sobre las alfombras, los muebles o tu cama.

Lo siguiente que debemos hacer es tirar absolutamente todo donde nuestro perro duerme y descansa (todas las mantas, almohadas, cojines) a lavar. La ropa de cama del perro puede albergar montones de huevos y larvas de pulgas, por lo que no queremos arriesgarnos a incubar y aumentar la infestación de pulgas. Inclusive nuestra propia ropa de cama, si nuestra mascota acostumbra a retozar de vez en cuando en nuestro cuarto.

Afortunadamente, las pulgas en todas las etapas de la vida no pueden sobrevivir a temperaturas superiores a 95 grados, por lo que la lavadora y la secadora se encargarán de todo, desde pulgas adultas hasta huevos de pulgas. Es una forma fácil de deshacerse de las pulgas y del lavado al mismo tiempo, matando dos pájaros de un solo tiro.

 

Tratamientos antipulgas

 

Ya sabemos que existen muchos tratamientos para el tratamiento de las pulgas. Tanto naturales como químicos. La pregunta es: ¿Cual es el mejor? Cada tratamiento tiene sus pros y sus contras, así que a continuación daremos unos consejos a forma de guía para eliminar esas plagas que azotan a nuestro perro y a nuestra casa. Ahora si tenemos una infestación lo recomendable es pasar directamente a los productos químicos tales como collares y pipetas.

1. Comencemos con un buen baño a la antigua.  Un baño con cualquier cosa que haga una espuma matará pulgas. Mójale el pelo, enjabónalo bien y deja la espuma por unos minutos. Luego enjuaga. Elija un champú orgánico que no contenga ingredientes químicos o sulfatos fuertes. Los hay muy efectivos.

2.Sigue con un enjuague con vinagre de sidra de manzana. El vinagre de sidra de manzana (ACV) ayuda a equilibrar el pH de su perro, y a las pulgas no les gusta eso. Crea un ambiente ácido fuera de su cuerpo pero equilibra la alcalinidad del interior. Para hacer este enjuague:

a.) Mezcle 4 onzas de agua tibia con 6 onzas de vinagre de manzana en una botella pequeña con difusor.

b.) Agregue 1/4 cucharadita de sal marina y agita bien. Rocíe todo sobre su perro. Preste especial atención al vientre. Evita los ojos. Como otro preventivo, agregue un poco de vinagre de manzana a la comida de su perro todos los días.

c.) Después del baño (y una vez que el pelaje se haya secado), revisarlo con un peine para pulgas. Esto ayudará a atrapar a cualquier rezagada y sacar a las pulgas muertas del cuerpo del perro. Haga esto al menos una vez a la semana.

Otro paso opcional es la medicación oral contra las pulgas. Si la infestación es realmente grave y nuestro perro está sufriendo enormemente, y deseamos darle alivio inmediato esta es la mejor solución.  La medicación oral contra las pulgas es la forma más rápida de masacrar a la mayoría de las pulgas que viven en su perro: matará a más del 90% de las pulgas adultas en solo 4 horas.

Pipetas antipulgascollar antipulgas

 

 

 

Preventivo natural

pastillas antipulgas

 

Pero eso no significa que los medicamentos orales para las pulgas son una curación única para las pulgas de perro; solo funcionan durante aproximadamente 24 horas y solo matan pulgas adultas, no huevos de pulgas o larvas. Así que no son perfectos, pero te permiten lograr instantáneamente en unas pocas horas algo que puede llevar semanas. No son una solución mágica y lo más recomendable es usarla en combinación con otros tratamientos.

Desinfecta tu casa.

Una vez que tu perro está limpio de pulgas y protegido para que no puedan volver a instalarse en el, es el momento de pasar a desinfectar la casa de la plaga de pulgas.

1.-  Lavar a máquina todo lo que puedas:

Asegúrate de hacer todas las cosas en las que tu perro pasa el tiempo: camas para perros, mantas, almohadas, toallas, etc. Si estas cosas pueden ir en la secadora, hazlo. 15 o 20 minutos en una secadora caliente matará a adultos, larvas y huevos, lo que puede ser de gran ayuda.

2.-Aspirar cada dos días:

Asegúrate de obtener cada pulga que pueda haber en la alfombra.  Una vez que haya terminado de aspirar, vacía la bolsa o el recipiente de inmediato. Si lo dejas, todas las pulgas que recogiste pueden volver a salir.

3.- Tierra de Diatomeas:

Para un golpe adicional, extiende  Tierra de diatomeas  por todas las alfombras y déjela durante 48 horas. Aspirar bien. Cuando hagas esto, mantén a tu perro fuera de la alfombra. Asegúrese de usar de grado humano y no de grado de piscina. También puede utilizar bicarbonato de sodio o incluso sal gruesa. Estos secarán los huevos de pulgas y los matarán.

4.- Limpiador de Vapor:

Use un limpiador de vapor una vez al mes para ahogar las pulgas y limpiar las alfombras. También puede utilizar el limpiador de vapor en sus muebles.

Es bueno que repitamos esta rutina de aseo tanto como sea posible de manera de evitar que las pulgas se multipliquen. Combatir una pequeña plaga de pulgas es sencillo; siguiendo los pasos indicados desaparecerán en poco tiempo. Sin embargo cuando la plaga está muy extendida, merece la pena y mucho, acudir a profesionales.

La mejor forma de prevenir una plaga de pulgas en casa es manteniendo protegidos a nuestros perros. La prevención es la mejor solución, un collar repelente de pulgas y garrapatas puede tener una duración de tres meses, combinados con pipetas mensuales antiparásitos, así como un aseo y revisión de nuestros perros, ayudará a que estén casi al 100% protegidos.